INFECCIÓN POR HONGOS EN LAS UÑAS O ONICOMICOSIS

 

Por Laura Pérez, podóloga en Cos Vital.

Qué es?

 

La onicomicosis es una alteración producida por la invasión de hongos en la estructura ungueal de las manos, los pies o ambos.

Es la principal causa de enfermedad de las uñas en los países desarrollados, en los que representa alrededor del 30 al 50% de los trastornos ungueales.

Los síntomas iniciales se caracterizan porque las uñas se vuelven amarillentas o blanquecinas, deformes, frágiles o quebradizas. A medida que avanza la infección, la lámina ungueal se separa del dedo, y también puede haber otros síntomas como incomodidad, dolor o, en raros casos, celulitis en la piel vecina.

Algunas de las causas de onicomicosis son:

  • La humedad, como sucede con los nadadores y los atletas.
  • Padecer infecciones por hongos en la piel o pie de atleta.
  • Sufrir otras enfermedades de la piel, como la psoriasis.
  • La diabetes, que afecta negativamente a las defensas inmunológicas de nuestro cuerpo.
  • Tener familiares con onicomicosis, tanto porque puede indicar cierta predisposición genética, como por la posible transmisión del hongo.
  • Inmunosupresión, originada por quimioterapiaVIH, o fármacos.
  • El envejecimiento. A lo largo de los años acumulamos más cantidad de hongos que colonizan el pie, y las defensas de nuestro cuerpo son más débiles.

Diagnóstico

El podólogo, como especialista del pie realizará una exploración visual y, si se requiere, un cultivo de la uña para detectar si realmente hay infección.

Tratamiento

Para el tratamiento de las onicomicosis se pueden prescribir antifúngicos por vía oral o tópicos. Sin embargo, el tratamiento tópico debe de ser considerado como primera línea en casos leves debido a sus escasos efectos secundarios. Los productos especialmente indicados para las uñas se presentan en forma de lacas con las que se logra que el antifúngico esté en contacto con la uña durante un tiempo más prolongado. Se aplican por toda la uña y en un margen de alrededor de 5 mm de la piel circundante.

Las onicomicosis son las micosis superficiales más difíciles de diagnosticar y tratar, por lo que uno de cada cinco pacientes con un diagnóstico y tratamiento correcto de la enfermedad no se cura.

Es por ello que una visita a tu podólogo en caso de presentar síntomas de éstas características será clave para conseguir una solución y tratamiento más efectivos.

Por Laura Pérez, podóloga en Cos Vital.

 

Written by Mónica Moreno Vila